martes 21 de mayo de 2024
spot_img

¿Por qué tardan 44 días las elecciones generales de la India?

Las elecciones generales de la India, arrancan mañana, viernes, la fase 1, el principio de un proceso democrático inmenso de siete fases a lo largo de 44 días, en las que las autoridades tendrán que escalar montañas, atravesar selvas y cruzar desiertos para alcanzar a cada elector de este país-continente.

Con más de 1.400 millones de habitantes, la India tiene 970 millones de votantes, y se registra habitualmente una altísima participación de cerca del 70 %, según los datos de la comisión electoral india de las elecciones generales de 2019.

Con siete fases, fijadas para los días 19 y 26 de abril; 7, 13, 20, 25 de mayo, y el 1 de junio, estas son las segundas elecciones más largas que se han celebrado hasta ahora en la India. Esto solo está precedido por los comicios que celebró el país tras su independencia del Imperio británico en 1947, que demoraron cuatro meses, entre el 25 de octubre de 1951 y el 21 de febrero de 1952.

La población de la India es cuatro veces mayor que la de Estados Unidos, y unas ocho veces la de Rusia. El mandato electoral indio establece que es la institución quién debe llegar al elector, a mínimo dos kilómetros de distancia de cada votante, lo que requiere una movilización máxima.

Dividirlo en fases permite a la Comisión electoral trasladar al personal y las fuerzas de seguridad, unos 15 millones de funcionarios en total, de una localidad a otra dando tiempo para los desplazamientos.

Alcanzar zonas remotas en el desierto de Thar, un votante ermitaño en una jungla, o el último poblado en las colinas del Himalaya indio, a más de 4.000 metros de altura, puede demorar días.

Según explicó a EFE la Comisión Electoral India (ECI), hay centros de votación que requieren viajes de unas pocas horas, uno, dos, o hasta tres días.

Además, la India considera la densidad de población y la volatilidad de los territorios, separando regiones entre una fase y la otra para evitar conflicto o estallidos sociales.

El resultado de las elecciones para los 543 escaños en disputa se conocerán el 4 de junio próximo. De manera que a lo largo de las fases ninguna formación sabe con certeza cuál es su lugar en la carrera.

Más de 1.400 formaciones tienen aspiraciones en esta elección, sin embargo el gobernante Bharatiya Janata Party (BJP), del nacionalista hindú, Narendra Modi, arranca como el favorito para estas elecciones en las que de ganar revalidaría su mandato por tercera vez consecutiva.

También está el histórico Partido del Congreso (INC) de la dinastía Nehru-Gandhi que aspira a hacer frente a Modi con una coalición bautizada como Alianza Nacional para el Desarrollo Inclusivo de la India, o simplemente “INDIA”, según sus iniciales en inglés, junto con otras formaciones. EFE

spot_img

Veinte Manzanas

spot_img

Al Toque

Julián Álvarez Sansone

Discutir el transporte y la capacidad estatal

Fernando Pedrosa

Eurovisión 2024, entre la impostura y la cultura popular

Alejandro Garvie

La batalla del proteccionismo