lunes 15 de julio de 2024
spot_img

Mondino pidió un “shock de adrenalina” para revitalizar el Mercosur

La Canciller Diana Mondino, junto a sus pares de la región, participó hoy de las sesiones plenarias del Consejo Mercado Común del MERCOSUR (CMC), en la ciudad de Asunción, República del Paraguay, tanto en la reunión específica de los Estados Partes como, posteriormente, en el encuentro con los Estados Asociados.

Las sesiones se realizaron en el Edificio Histórico del Puerto de Asunción, y fueron presididas por el Ministro de Relaciones Exteriores del Paraguay, Rubén Ramírez Lezcano, quien presentó un informe sobre los avances y desafíos del bloque regional durante la Presidencia Pro Témpore de su país en estos últimos seis meses. Participaron también los Ministros de Economía y Finanzas, los Coordinadores Nacionales, las autoridades de diversos organismos multilaterales, comitivas técnicas e invitados especiales.

Durante su discurso en la LXIV Reunión del CMC, Mondino expresó que “la Argentina, bajo la conducción del Presidente Milei, impulsa una nueva política económica exteriorestratégicamente centrada en la libertad”. En lo que respecta al MERCOSUR, reafirmó la membresía de nuestro país al bloque y reconoció muchos logros del proceso de integración; entre otros, “el haberse convertido en el principal destino de nuestras ventas externas “y “ser el primer escalón del proceso de internacionalización de nuestras empresas, particularmente las PYMES”.

En el mismo sentido, la Canciller valoró avances recientes en una serie de temas esenciales para fortalecer la integración regional y la competitividad de las economías de los socios. En materia energética, recordó que “estamos en conversaciones entre Estados Partes para poder abastecer a sus industrias y hogares con el gas proveniente de ‘Vaca Muerta’. En el MERCOSUR tenemos una exitosa experiencia de comercio de energía eléctrica y construcción de infraestructura común; así que esperamos replicar este modelo en el intercambio de gas”.

No obstante, señaló que “tenemos una mirada crítica sobre el presente del MERCOSUR y consideramos que su potencial como mercado ampliado y plataforma de relacionamiento con el mundo está altamente desaprovechado. El MERCOSUR está necesitando un shock de adrenalina”.

“En lo que respecta a la dimensión comercial, resulta innegable el estancamiento que sufre el comercio intrazona”, señaló, citando que hacia el año 1998, el 25% de las exportaciones de los 4 Estados Parte se dirigía al propio MERCOSUR y que, durante los últimos 10 años (2013-2023), ese número fue, en promedio, un 12.5%; y en el año 2023, estas ventas intrazona se redujeron solo al 11.3%.

En segundo lugar, la Canciller consideró que “la agenda del bloque posee un alto grado de inercia, que avanza lentamente para la velocidad de los cambios globales. La etapa actual del MERCOSUR está caracterizada por el ‘gerenciamiento’ y ‘administración’ de distintos acuerdos y compromisos previamente asumidos, pero no tenemos agilidad y capacidad para proyectarnos hacia los temas del futuro. Basta señalar, por caso, que un tópico tan trascendente y disruptivo en la agenda global, como lo es la inteligencia artificial (IA), no es abordado en ninguno de nuestros foros ni es parte de nuestras discusiones”.

Continuando el diagnóstico en materia de relacionamiento externo, la Canciller consideró “indiscutible que hasta ahora el MERCOSUR no logró facilitarnos el acceso a los grandes mercados extrazona”, recordando que el bloque no tiene acuerdos comerciales con ninguno de los países o grupos de países que hoy dinamizan -o lo harán en un futuro cercano- la economía internacional. “A esto se suma que contamos con un ‘arancel externo común’ relativamente alto para los estándares internacionales y que, por su alta dispersión y excepciones, dificulta la operatoria de nuestras empresas”, afirmó y anunció que, como fuera adelantado en el ámbito del Grupo Mercado Común, “Argentina presentará en el próximo semestre lineamientos generales para una revisión integral del arancel”.

Al concluir ese diagnóstico, Mondino puntualizó que “nuestro MERCOSUR cuenta con las capacidades y recursos adecuados para abastecer las necesidades actuales y futuras de los mercados más exigentes: recursos naturales estratégicos, talento humano de excelencia, una oferta de alimentos de alta calidad, recursos energéticos valiosos para la transición energética, una industria con capacidad innovadora, entre otros. Tenemos que lograr desarrollar este potencial”.  

Posteriormente, la Canciller argentina destacó que el gobierno nacional ha tomado una gran cantidad de medidas para normalizar nuestro comercio exterior y favorecer la libre importación de bienes y servicios desde los países del MERCOSUR. “Es un trabajo en proceso, lento y caro sobre el cual he conversado bilateralmente con todos ustedes y que nuestros equipos técnicos han ido informando también en el ámbito del MERCOSUR”. Este camino “desregulador”, afirmó, será profundizado a partir de la aprobación de la “Ley de Bases y Puntos de Partida para la Libertad de los Argentinos”, la cual contiene una “gran cantidad de disposiciones con impacto positivo para el intercambio comercial con nuestros socios”.

Al cierre, la titular del Palacio San Martín reiteró la intención de “promover, desde el seno mismo de este Consejo del Mercado Común, en la responsabilidad que nos toca como conducción política del proceso de integración y tal cual lo hicimos desde el Grupo Mercado Común, un ‘aggiornamento’ institucional del MERCOSUR que, respetando su esencia intergubernamental, facilite sus procedimientos para la adopción de decisiones. Esto le permitirá al bloque adaptarse a los desafíos que presenta el escenario internacional”.

Mondino propuso también trabajar en una nueva dimensión del “aggiornamento” vinculada con la agenda externa del MERCOSUR que contemple la aplicación secuencial de nuevas modalidades de negociación, más flexibles, con terceros países o grupos de países tanto de la región como del resto del mundo, con vistas a alcanzar un entendimiento en ocasión del 30° aniversario de la firma del Protocolo de Ouro Preto, en diciembre próximo.

Reafirmó que la Argentina no tiene dudas de que los Estados Partes han asignado una prioridad absoluta a la agenda externa del MERCOSUR, donde además de las negociaciones en curso con la Unión Europea y con EFTA, debemos avanzar en otros frentes de negociación con países de América Latina y con países y agrupaciones de otras regiones, mencionando, por ejemplo, El Salvador, República DominicanaHonduras, Panamá, Guatemala y Ecuador, países que representan, en conjunto, un mercado de 375 millones de personas y un PBI de casi USD 500.000 millones.

Respecto de otras regiones, mencionó como ejemplo, la propuesta de Indonesia de firmar un tratado de libre comercio, lo cual podría hacerse también con Vietnam dado que juntos representan un mercado de 375 millones de personas y un PBI de más de USD 1.7 miles de millones. También mencionó a África y a los países del Golfo. “Acabamos de lanzar negociaciones con Emiratos Árabes Unidos y queremos negociar con el resto de países de esa región”, concluyó.

Como cierre, Mondino señaló que “Argentina renueva su compromiso con el MERCOSUR. Avancemos con más MERCOSUR pero con un MERCOSUR más integrado ya al mundo que avanza sin esperarnos”.

spot_img

Veinte Manzanas

spot_img

Al Toque

Rodolfo Terragno

Los riesgos de la ultraderecha

Fernando Pedrosa

Europa electoral: del Estado de bienestar al estado de malestar

Maximiliano Gregorio-Cernadas

La escuela del honor