martes 23 de abril de 2024
spot_img

Manuel Aguirre propone transformar el sistema SUBE para el pago del transporte público

El legislador alienta establecer el cobro del pasaje en Unidades de Viaje (UV) y argumentó que, de esa manera “no se verán afectadas por futuras actualizaciones tarifarias” y se “evitará que los usuarios pierdan por la inflación y los cambios en las tarifas”.

Desde la convicción de que resulta necesario que los usuarios del transporte público no pierdan el poder adquisitivo de sus salarios a manos de la inflación y los aumentos tarifarios, al menos al momento de utilizar el transporte público, el diputado nacional del radicalismo, Manuel Aguirre, presentó un proyecto de ley que con el objetivo de transformar por completo el Sistema Único de Boleto Electrónico (SUBE) y brindar una mayor protección a los usuarios de esos servicios  a través del cobro del valor del pasaje por vía de un sistema llamad Unidades de Viaje (UV).

El legislador radical correntino explicó que el Decreto Nº84/2009 del Poder Ejecutivo ordenó “la implementación de un Sistema Único de Boleto Electrónico (SUBE) como medio de percepción de la tarifa para el acceso a la totalidad de los servicios de transporte público automotor, ferroviario de superficie y subterráneo de pasajeros de carácter urbano, suburbano y fluvial” y reseñó que “se dispuso en aquella oportunidad que sería autoridad de aplicación del SUBE la Secretaria de Transporte del Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, a quién se facultó para el dictado de normas complementarias, aclaratorias y necesarias para el funcionamiento del Sistema”.

“También en aquella oportunidad se dispuso que el agente de gestión y administración del SUBE fuera el Banco de la Nación Argentina. El Sistema Único de Boleto Electrónico (SUBE) implementado en nuestro país ha facilitado a los usuarios el pago de viajes en colectivos, subtes, trenes y lanchas en el ámbito de CABA y la mayoría de las ciudades del país con gran población. El Sistema, concebido para una carga nominal en pesos que debe realizarse antes de su uso, presenta ventajas y desventajas significativas”, planteó.

Aguirre apuntó que SUBE por un lado permite al sistema recibir anticipadamente los costos futuros y “por otro lado, con la alta inflación experimentada en los últimos meses, los usuarios se enfrentan a la desventaja de anticipar los costos sin compensación financiera y con la depreciación del valor nominal de su carga en pesos al momento de realizar el viaje”, explicó, tras lo cual dijo que “para abordar este doble perjuicio” propone “la implementación de un sistema de cobro en Unidades de Viaje (UV), las cuales permanecerían inalteradas en el tiempo y sólo se actualizarían en su equivalencia monetaria cuando las condiciones del prestador así lo requieran”

“Por ejemplo, aquellos que anticipen el costo de diez viajes serían registrados con diez unidades de viaje (10 UV), las cuales podrían utilizarse en cualquier momento sin perder su valor real y efectivo. Esta propuesta no elimina el beneficio para el prestador por el anticipo total de los viajes pagados, pero al menos evita la pérdida adicional del usuario debido a la inflación y cambios en las tarifas. Con el fin de garantizar la universalidad de estos beneficios, la Autoridad de Aplicación, que en este caso es la Secretaría de Transporte, deberá suscribir los convenios necesarios y llevar a cabo las operaciones técnicas requeridas para que la recarga en Unidades de Viaje pueda realizarse por medios electrónicos, billeteras virtuales, tarjetas de crédito y / o débito o dispositivos móviles”

Añadió: “Dado que este sistema es utilizado principalmente por los ciudadanos más vulnerables, su implementación se presenta como un acto de justicia”, remarcó Aguirre, cuya iniciativa fue acompañada con la firma de sus colegas del bloque radical Pedro Galimberti, Juan Carlos Polini, Natalia Sarapura, Jorge Rizzotti, Fernando Carbajal y Marcela Coli.

En su articulado, el proyecto de Aguirre establece que el sistema SUBE (Sistema Único de Boleto Electrónico) registrará las cargas que los usuarios realicen en Unidades de Viaje (UV) cuyo equivalente en pesos será determinado por la Autoridad de Aplicación y que la Unidad de Viaje registrada no podrá ser modificada ni alterada por futuras actualizaciones tarifarias permaneciendo inalterable hasta su consumo final.

Asimismo, dispone que “la Autoridad de Aplicación establecida en el Decreto Nº84/2009 y/o la que la reemplace”, deberá “garantizar que la recarga en Unidades de Viaje pueda realizarse por medios electrónicos, billeteras virtuales, tarjetas de crédito y / o de débito o por dispositivos móviles suscribiendo los convenios necesarios para ello” y que, además, “deberá, a los efectos de establecer las unidades de viajes (UV), tener en cuenta las tarifas diferenciales para el uso en los transportes, que se encuentren vigente y / o las que se dispongan en el futuro”.

Aguirre remarcó que el proyecto “plantea cambios significativos que traerán beneficios tangibles para los ciudadanos y mejorarán la eficiencia del sistema” y enfatizó que estos cambios no solo protegerán a los usuarios, sino que también fomentarán la justicia y la universalidad de los beneficios otorgados por el sistema SUBE. “Nuestro objetivo es asegurar que todos los ciudadanos, especialmente los más vulnerables, puedan disfrutar de un transporte público eficiente y equitativo”, afirmó.

spot_img

Veinte Manzanas

spot_img

Al Toque

Alejandro Einstoss

Ley Bases: Privatizaciones, un acto más del péndulo entre el Estado y lo privado

Fabio Quetglas

Optimismo tóxico

Luis Quevedo

Raíces de la crisis: el verdadero significado de la “batalla cultural”