miércoles 24 de abril de 2024
spot_img

De Loredo a Llaryora: “No arriesgue los destinos de Córdoba en su juego político nacional”

Al dejar claramente al desnudo las actitudes que exhibe el gobernador de su provincia, Martín Llaryora supuestamente beneficiosas para Córdoba y su población cuando, en rigor, le generan perjuicios al Estado y a los habitantes, el presidente del Bloque de Diputados Nacionales de la UCR, el cordobés Rodrigo de Loredo, le sugirió al mandatario provincial “que pida disculpas por arriesgar los destinos de Córdoba en su juego político nacional”, le enrostró “articular” una acción común extorsionadores junto al mandatario bonaerense kirchnerista, Axel Kicillof, en torno a la coparticipación del llamado ‘Impuesto País’ durante el debate de la denominada ‘Ley Ómnibus’ pero, además, criticó al Presidente Javier Milei por disponer la quinta de subsidios al transporte público al juzgar que esa medida “vuelve a discrimina al interior y a beneficiar a Buenos Aires” y tildó de “arbitraria” la decisión del gobierno nacional de eliminar el incentivo docente y mantener como contraste una enorme estructura en el Estado que generan un alto costo que debe ser soportado por los habitante a través del pago de sus impuestos.

Desde las redes sociales, el jefe de la bancada radical en la Cámara baja, posteó un extenso y hasta en algunos tramos pormenorizado detalle del significado de algunas medidas adoptadas por el gobierno nacional, aunque también focalizó duras críticas hacia el gobernador peronista de Córdoba, a quien le reprochó querer mostrarse públicamente como el factótum para lograr el que el oficialismo aceptara retroceder en el capítulo de las retenciones al sector del agro y de las economías regionales cuando ello fue el resultad de la tarea desarrollada por la bancada de la UCR en medio de debate de la llamada ‘Ley Ómnibus’, cuya sanción fracasó a partir de la determinación del Presidente Milei de retirar el proyecto.

“La quita de subsidios del gobierno nacional vuelve a discriminar al interior y a beneficiar a Buenos Aires y priva a Córdoba de 20.000 millones de pesos al año, monto que no deja de ser menor a los 26.000 millones de pesos que gasta el gobierno (de Córdoba) en publicidad (oficial) llegando al punto de haber armado un entramado de medios (de comunicación) propio a través de funcionarios o de un entorno amigo y así tenes, por ejemplo, el periódico ‘El  Alfil’, que es de propiedad de un  funcionario del gobierno o radios como ‘Pulxo’ por nombrar solo algunos de una lista extensas de programas que salen en los canales 12, 8 ó el 10 como el caso de ‘Encendidos’, ‘Vení mañana’ ‘Despertate’, que son todos de propiedad de un amigo íntimo del gobernador”, advirtió De Loredo, quien, por cierto, se ocupó de salvaguardar de esa situación a los periodistas y al personal que desempeña tareas en esos medios. “Claro que exceptúo a los excelentes profesionales que trabajan en esos medios”, remarcó.

De Loredo siguió: “El subsidio nacional son 130 pesos por boleto y los ‘pícaros’ aumentan de 340 (el valor del boleto urbano) 700 pesos que puede y debe mantenerse en 340 pesos. Este brutal aumento va a significar la destrucción de transporte público”, apuntó el legislador que en esta cuestión alertó que desde el gobierno provincial “no tomaron siquiera la precaución de tener la SUBE para recibir los beneficios de la Nación, como hizo, por ejemplo, Río Tercero. O debieran, cuanto menos, tener el coraje de autorizar plataformas como Cabify o como UBER, para que el ciudadano tenga alternativas ante un futuro inmediato que va a ser dramático para para movilidad urbana”, describió.

Por otra parte, en sus declaraciones a través de las redes sociales, De Loredo también abordó la cuestión de los docentes a los que se dirigió también particularmente para cuestionar “esta también arbitraria decisión del gobierno nacional de quitar el incentivo docente (que) significa 2.700 millones de pesos por mes; perdida que se puede compensar si el gobierno reduce una estructura que tiene 14 ministerios, 65 secretarias, 53 subsecretarías, 75 direcciones, agencias, empresas, entes descentralizados, masivas designaciones de militancia en el Estado”, dijo De Loredo, quien añadió en un tono coloquial y casi intimista: “Lejos de coincidir con criticar el Conquín Rock que probablemente sea de los emprendimientos privados más exitosos que tengamos y más lejos aún de criticar a la genia de ‘Lali’ (Espósito) debo recordar que la práctica de quemar la plata tuya, de tus impuestos en shows como el escándalo en el que envolvieron a un gran artista como es Ulises Bueno o en permanente eventos gratuitos que hacen acá en el Parque Sarmiento que no promueven la cultura ni genera un atractivo turístico y hasta perjudican a los productores privados, todo al calor de objetivos electorales, es una práctica habitual del peronismo en Córdoba. Ahorrar todos esos gastos hace que los recursos estén para que los docentes de Córdoba no se vean perjudicados”, fue el renovado reclamo que planteó el jefe de la bancada de la UCR en la Cámara baja.

Prosiguió: “Ahora el gobierno, al igual que con el transporte, va a querer cambiar de culpables, cuando ustedes saben muy bien que no les cumple el acuerdo paritario que firmó en campaña y que además ya les ajustó la jubilación” y graficó: “Que no te vendan de nuevo ‘gato por liebre’” y tras recordar que en su carácter de diputado nacional fue “testigo directo del tratamiento de la Ley Ómnibus”, y, en ese marco, dijo: “La decisión del gobernador de Córdoba de articular una alianza en el recinto con Axel Kicillof para obtener un número y extorsionar con la coparticipar un impuesto que ni siquiera estaba en discusión en los textos, excedió el razonable planteo fiscal, que yo apoyo, de las provincias y, particularmente, de Córdoba”, aclaró para despejar dudas acerca de su postura respecto de las demandas de las provincias en cuesto a coparticipación el denominado ‘Impuesto País’ y advirtió: “Al punto que los diputados del peronismo cordobés terminaron votando en contra de todo, incluso de delegaciones y emergencias mucho menores que las que el propio gobernador tuvo cuando gobernó la Ciudad”

“Eso sí. Llaryora, para variar (estuvo) haciendo una gran publicidad del logro de haber sacado de la Ley Ómnibus las retenciones, situación que logramos desde nuestro bloque y de la mano de un trabajo sostenido de diputados como Luis Picat (de la UCR) que defendieron primero el maní, después la alfalfa, después las distintas economías regionales para lograr finalmente que el gobierno (nacional) entendiera que no era el camino el de subir las retenciones. ¿O crees que con 4 ó 5 votos que tiene el PJ de Córdoba (en la Cámara de Diputados) logran algo así?”, apuntó desafiante De Loredo para desarticular lo argumentos a los que apeló el gobernador para tratar de exhibirse como quien piloteó la gestión parta que el oficialismo aceptara cambiar el proyecto.

“Pero bueno, antes que el presidente llame al Papa para pedirle disculpas, le sugiero (al gobernador) que sea usted el que le pida disculpas por arriesgar los destinos de Córdoba en su juego política nacional o cuanto menos, pida disculpas por esos aviones privados tan costosos que pagamos todos (los cordobeses) para que usted (por Llaryora) llegue a horario a los programas porteños. Y si se va a pelear, pelee por Córdoba. No pelee por usted”, le recomendó el radical cordobés al gobernador peronista.

 

spot_img

Veinte Manzanas

spot_img

Al Toque

Alejandro Garvie

Crecen las posibilidades para un segundo mandato de Joe Biden

Alejandro Einstoss

Ley Bases: Privatizaciones, un acto más del péndulo entre el Estado y lo privado

Fabio Quetglas

Optimismo tóxico