menu
Opinión 28 12 2018

Fútbol para todos: una mirada retrospectiva


Autor: Pablo Durán









Recientemente la Auditoria general de la Nación (AGN) aprobó un segundo informe de auditoría[1] y la justicia elevo a juicio[2], confirmando el procesamiento de muchos de los  funcionarios públicos que ejecutaron el programa Futbol Para Todos (PFPT). Del análisis de ambos, la pregunta que nos hacemos es: ¿los objetivos trazados en el contrato y en el programa eran los deseados? Vamos a tratar de contestar brevemente esta pregunta.

Recordemos que por decisión administrativa 221/09 del 1/9/09 se creó el PFPT y aprobó el contrato asociativo[3] entre la JGM y la AFA,  en el que se acordó la cesión por parte de la Asociación de Futbol Argentino (AFA) a la Jefatura de Gabinete de Ministros (JGM) de la comercialización de los derechos televisivo de los partidos de futbol con el objetivo de implementar un modelo de futbol televisado gratuito y abierto, sanear y fortalecer los clubes, e implementar medidas que permitan dar seguridad en los espectáculos deportivos entre otras cosas. Para esto la JGM deberá abonar a la AFA el 50% de las sumas totales netas percibidas por el resultado de la comercialización garantizándole a la AFA un ingreso mínimo anual de $600.000.000 (en el año 2009), ajustado cada año por un índice de variación. El excedente del mínimo garantizado estaría destinado, el 50% al deporte olímpico y el 50% restante a los clubes.

El porqué del acuerdo fue señalo por Juan Gabriel Mariotto[4], quien fue el coordinador del programa: “La mayoría de los clubes se encontraban en una crisis económica que amenazaba incluso con acabar con su propia existencia…” además la AFA no cerraba la renegociación  “con la empresa Televisión Codificada S.A. pretendiendo elevar al doble, de 268 millones de pesos a $ 536 millones, lo que le correspondía por los derechos sobre la televisación de los torneos por el período 2009-2010...”. Las expectativas de ganancia, que iban a financiar el acuerdo y generar mayores recursos para el deporte olímpico y los clubes, fue expresada por la entonces Presidenta de la Nación, Dra. María Cristina Fernández,[5]: “…no concibo solamente al futbol como pasión de los argentinos, es también una marca registrada de los argentinos en el mundo, es una industria muy importante, muy distintiva de nosotros, que no simplemente tener la oportunidad de participar en las ganancias que el mismo produce como evento deportivo… esa misma comercialización del producto, que ustedes hacen, es lo que va a garantizar el pago del mismo y estos segura, además, va a exceder el contrato; por eso, hemos planteado que en lo que exceda el 50% será destinado a la AFA y el 50% a la promoción del deporte olímpico.”  Es decir, el ingreso producto de la comercialización del producto “futbol”, iba a financiar el programa y además el deporte olímpico. Sin embargo, 5 meses después de la firma, en febrero de 2010 la JGM resolvió, sin acto administrativo de por medio, emitir en todos los encuentros televisados de futbol, avisos referidos a publicidad oficial, desfinanciando automáticamente el programa. Uno de los pocos ingresos del programa fue el convenio con el sponsor principal, IVECO SA, el que era pagado con especies, camionetas, y por un valor del 75% menor que lo que se abonaba el minuto de pauta publicitaria. En pocos meses laGratuidad” y los “Excedentes” ya era una irrealidad. En el final del programa el Programa implico para el erario público, en valores constantes dólares, la suma aproximada de U$S 1.183.536.997[6] ($ 8.596.429.149,05).

Pero no solo se estableció la gratuidad, también el Saneamiento y fortalecimiento de los clubes de Futbol[7]. Sin embargo y a pesar de los mayores recursos públicos que recibió la AFA, aproximadamente $961.444.748,33[8] en valores constates, desde el 2009 hasta el 2016, los 14 principales clubes de primera “A” tuvieron[9] un deterioro de la posición de liquidez general del 64,29%, en la de endeudamiento del 64,29% y un aumento de la deuda con el AFIP del 465%. Muchos de los clubes hoy presentan quiebra técnica. En pocas palabras, más allá de los mayores ingresos de fondos públicos los clubes se encuentran peor que en el año 2009[10].

Respecto al objetivo “seguridad en los estadios” no se necesita muchos análisis técnicos. Es de público conocimientos que a pesar de que en el año 2013 se dejó de jugar con publico visitantes, los problemas dentro y fuera de los estadios se agravaron. Esto también tuvo que ver con el incumplimiento de los acuerdos complementarios entre la AFA y JGM en el marco del PFPT: No se implementó el programa AFA PLUS y no se realizó el manual de estandarización de la infraestructura de los estadios[11].

Hablemos de la gestión del programa. Además de haber firmado un contrato asociativo sin dictamen previo de asesoría jurídica de la JGM y que la mayoría de las contrataciones del PFPT se realizaron desconociendo el marco regulatoria[12]. Hubo también irregularidades en el circuito de pago a los clubes.

Las transferencias del dinero público, conforme los señalado por los veedores asignados en el marco de la causa judicial, eran realizadas a los clubes mediante libramiento de cheques diferidos a treinta, sesenta, noventa y/o 120 días. Los clubes los vendían a empresas, financieras y/o mutuales que les indicaban y por el costo de intereses y comisiones, les descontaban un promedio del 50% del valor nominal (Ej.: de un cheque a plazo que era vendido por un valor nominal de $100.000 los clubes recibían $50.000).  

Otro desvió observado por la justicia fueron de las transferencias de los fondos públicos a la fundación “El Futbolista”. Esta recibía el 2% de las sumas brutas totales que se transferían a la AFA por el contrato asociativo la AFA. Dicha fundación paso de tener $11.544.658,67 a $100.900.851[13] en plazos fijos, compra de dólares y casas, etc.

Concluyendo podemos decir que el “producto futbol” fue utilizado principalmente para transmitir publicidad oficial y realizar operatorias que permitían el desvió de fondos públicos. Ninguno de los objetivos escritos en el contrato asociativo y adendas complementarias fueron cumplidos.

 

 

 

 

 

 



[1] 242/18. Recordemos que la AGN ya había aprobado un informe de la primera etapa del programa a través de la resolución 105/15.

[2] Causa “Jefatura de Gabinete de Ministros de la Nación y Asociación del Futbol Argentino s/defraudación contra la Administración Pública. Exp: 4995/2014” Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal Nº 1, Secretaria 2, a cargo de la Dra. Servini de Cubria

[3] El contrato asociativo ha sido complementado y modificado por adendas.

[4]Señalado por el coordinador del PFPT, Lic. Juan Gabriel Mariotto en el informe de la SIGEN “estado de situación PFPT N° 04/11”.

[5] Palabras de la Presidenta de la Nación en la firma de acuerdo entre la AFA y SNMP el día 20 de agosto de 2009.

[6] Utilizando la conversión del tipo de cambio de referencia informado por el BCRA en dólares, para el periodo 2009-16 un total de U$S 1.252.020.647,91. Si a este monto le deducimos los escasos ingresos (parte en con la entrega de camiones por IVECO SA), un total de $ 715.630.191 el equivalente U$S 68.483.650, el programa represento para el erario público  un total de $ 8.596.429.149,05 un equivalente en dolares de 1.183.536.997,91.

[7] Tanto en los considerandos del contrato y posteriores adendas se estableció como objetivo. En la Adenda 9 de abril de 2014 la AFA se compromete a informar a la JGM los criterios de la distribución de los fondos transferidos por el gobierno de acuerdo al PFPT y la deuda que mantienen los clubes con ella en forma mensual…Se comprometieron las partes a implementar un programa progresivo de saneamientos económico de los clubes, incorporando límites en los índices de liquidez, solvencia y endeudamiento.

[8] Se calcula teniendo como base lo pagado por TyC en valores constantes (deflactor IPC San Luis)

[9] Adenda 9 de abril de 2014 la AFA se compromete a informar a la JGM los criterios de la distribución de los fondos transferidos por el gobierno de acuerdo al PFPT y la deuda que mantienen los clubes con ella en forma mensual…Se comprometieron las partes a implementar un programa progresivo de saneamientos económico de los clubes, incorporando límites en los índices de liquidez, solvencia y endeudamiento.

  • un deterioro de la posición de liquidez general del 64,29%. Para el final del programa solo 3 instituciones se encontraban en un nivel aceptable;
  • un deterioro de la posición de endeudamiento del 64,29% (9 sobre 14) de los clubes con sólo 3 clubes dentro del rango esperado. 6 de las instituciones analizadas poseían quiebra técnica en 18 balances;
  • el 57,14% de instituciones analizadas (8 de 14 clubes) presentaron un aumento del componente corriente dentro del pasivo lo que genera un aumento de la “tensión de caja” producto de la necesidad de efectivo que requiere un aumento de las deudas de corto plazo. Se detectó un deterioró del indicador, no existiendo en el 2015 club alguno con utilidades que le permitiesen cubrir su pasivo corriente.
  • la deuda con el AFIP al 30/06/2016 Se incrementó en un 465% con base al 30/06/12.

la deuda con la AFA – 2011/15, de los clubes si bien presenta una disminución en términos reales, la misma mantuvo un crecimiento constante en valores nominales, destacándose 2014-15 en un 41,82

[11] Por adenda del 7/12/2011 (decisión administrativa 1348) se estableció que debía implementarse un sistema de ingreso a los estados que asegure el ejercicio del derecho de admisión y un sistema de comercialización de entradas que evite la reventa. Asimismo, Las partes también acordaron redoblar esfuerzos en el control que permitiesen garantizar la calidad de los eventos, en términos de seguridad (AFA Plus) y mejorando la imagen de los partidos diurnos y nocturnos con parámetros y formatos internacionales para lo cual se elaboraría un Manual de Estandarización de la Infraestructura de los estadios. (Adendas del 07/12/2011 – Cláusula Octava y del 9/04/2014 – Considerandos y Cláusulas Cuarta y Quinta).

[12] Decreto 436/00-ARTÍCULO 2º.- CONTRATOS COMPRENDIDOS. Se regirán por este Reglamento los contratos de compraventa, suministros, servicios, locaciones, alquileres con opción a compra, permutas y concesiones de uso de los bienes del dominio público y privado del ESTADO NACIONAL, que celebren las entidades estatales comprendidas en su ámbito de aplicación y todos aquellos contratos no excluidos expresamente o sujetos a un régimen especial.

Cuando fuera necesario establecer, con carácter especial o general para determinadas contrataciones, condiciones distintas a las aquí establecidas, la modificación deberá ser autorizada por el PODER EJECUTIVO NACIONAL, con previa intervención de la SECRETARIA DE HACIENDA del MINISTERIO DE ECONOMIA y de la PROCURACION DEL TESORO DE LA NACION de la PRESIDENCIA DE LA NACION.

[13] Recordemos que la fundación poseía U$S 2.191.811 en cajas de seguridad, aproximadamente $98.000.000 en plazos fijos, un terreno en capital valuado en U$$ 2.000.000, dinero en el exterior, etc.) Sin dudas ese no era ni siquiera el objeto de la Fundación ni del programa.